METÁFORA NÍVEA

TANKA
La voz del ave
se ha vuelto pétalo
su suave canto
ha embriagado a Dios
renacimiento en luz

WhatsApp Image 2020-05-30 at 05.34.15

Ha caído un risco
nívea gota de Luna.
Escalando silencios
su voz de lirio conjuga
redondas travesías.
De pistilos profundos
el magno universo
revela enigmas que sucumben
es la matriz de la verdad
calando su poderío
en la hoz de la mentira
y sus feroces antifaces.
Raíces de Sol
penetran al umbral
de la tierra vulnerable
van colmando de vida
la fértil ladera
que florece.
¡Son los campos de la esperanza!
Aran ilusiones
para un mundo nuevo
otras venas, otro cielo.
Despierta la rosa su candor
alimentando radiantes esferas
fuerza de espiga
desalojando del jardín
a los ojos indiferentes
a las manos injustas
al discriminador del inocente.
—Tan importante es el aliento supremo, declama
—como el minúsculo rocío
que besa a la flor
y la ilumina.
Ningún hermano
debe gemir solitario
cada lágrima compartida
aligerará el peso del hastío
ahogo de tristezas exclusivas.
La soledad de las riberas yertas
sucumbirá ante templo
de las pupilas enlazadas
bandera de albas ondeando
destinos
eliminándole
la espesura
al alma encadenada.
¡Ninguno vale más, ninguno menos!
Seamos oasis universales.
<el cisne, el río, los pétalos, el rubor de los seres renacidos>
Primigenias partículas
de polvo cósmico
apresuran la metamorfosis
de incipientes orugas
y desde el tiempo originario
de eternidades incompletas,
habrá de retornar transmutado
el vestigio unicelular
del vacío.
Vibraremos ahora
reverdecidos
acoplando unicelulares
corazones al unísono
de un mismo latido.
En este hoy de acoso virulento
seamos constelaciones infinitas
planetas amándose
hasta la sublime
locura.
Hagamos de la existencia
gotas níveas
efervescencias
en la metáfora del ruiseñor.
¿Por qué no asumir la filosofía budista del no dañar?
Entreguémonos a sueños plenos
y sin límite ni mesura,
resplandezcamos níveos
en la metáfora libertaria
de la crisálida.

Scarlet Cabrera

WhatsApp Image 2020-05-30 at 05.34.15

Fotografía: Scarlet Cabrera

AGAZAPADA

portrait-4430290_960_720
Agazapada
en la esquina más recóndita
de mi sombra
los toros bravíos del horror
embisten al minutero
que me desnuda
tiempo sin horizonte
lanzando zarpazos
hiedras llenas de sangre
enredándose en la lengua
de mis vestigios.
Una reliquia de mí
quiebra a la hora del ataúd
muerte postergada que la vida abofeteada
ha pospuesto a fuerza de beberse
sus propias estocadas.
Del ruedo despierta
un epigrama
es el harem de los eunucos
sueños castrados
puliendo selvas
en el abismal silencio
de las vértebras efímeras
y sin columna me sostengo
sobre la débil flama
donde nacieron sin madre
los hijos bastardos
de esta soledad.
¡No es la bella <aquella ninfa> que inspira fuego!
Es el dardo congelado de lacerantes vacíos
laberinto de dedos ciegos
arañando al fervor de la tierra sacra
templo magno de versos
no nacidos.
Permanezco muda gritándole a mis venas
las necesito volcadas
en las viciadas laderas de mis adentros
rescatando del llanto no llorado
a la verdad que mi aliento les abstrajo.
La noche y sus revueltas promesas…
¡Es mi corazón la coraza que tiembla!
Me trago entera para parirme por pedazos
y desde cada filamento que desprendo
el verbo viene a retocarlos
descubriéndome tan diminuta
en la gigante moraleja
que me amamanta.
¡Un poema me ha vencido! 
…y finalmente
renazco.

Scarlet Cabrera

gothic-3778723_960_720 (1)

Imágenes: Pixabay.

HORAS ROTAS

¿Has visto palidecer a una espada?

fantasy-4458063_960_720 (1)

¡Has perdido una batalla!
No recuerdas las ganadas
porque no enseñaron nada.
El logro tiene brillo
sacude, sabe bien
hipnotiza.
El fracaso es una madeja oscura
y entre la cicatriz que sus labios reniegan
de suspiros fusilados se desgarra la garganta
cose delirios en la boca del sin nombre
martillazos despedazando solitarias inocencias.
Es la verdad sin espejo falleciendo sin destino
cárcel de laberinto apresurando despropósitos
asfixia de vida versus la muerte.
Calla el alma congelada levitando su holocausto.
—¿Acaso se podía razonar? —¡Responde qué no hiciste, mente!
—El instinto dominaba… —¿Qué excusa es esa?
—¡Se trataba de sobrevivir a fuerza de adrenalina! —¡Qué inútil eres!
El momento del vacío se avecina…

Arriba el luego vestido de derrota
es la ruina que ha caído retorciéndose en el fango
faz reventada con las manos arañadas.

Se tallan otras quimeras sobre nuevos espejismos
…y
¿El viento del levante habrá de levantarnos?

No solo llora la pupila sus vahídos
cada partícula se ha crucificado
y desde el sótano de la osamenta
a la fachada de los cabellos
la sangre corre flagelada
caballo atormentado acosando sin piedad
al silencio sepulcral
de las horas rotas.
¿Ha aprendido algo el rayo de la luz?

Scarlet Cabrera

warrior-pose-3401143_960_720-2 (2)Imágenes: Pixabay.

CABO DA ROCA

Dedicado a la bella Portugal y a su fascinante Cabo da Roca…

E7EF63C4-CD16-4223-9EC0-29F60EE3AE15
Escribo para la noche
de Portugal

a su mitad de viento y tormenta
liquidez derramando
en mis pupilas
vapores de vientres
que se incendian.
Tan lejos en la punta del cosmos
Cabo da Roca
me devora la cordura
va agrupando entre mis manos
vasijas alucinantes
hervor de firmamento
que me destila.
Le escribo a su horizonte
de plata
al hilo fugaz
que va mordiendo al ocaso
poder ferviente
devorando sin piedad
a la última gota
de la tarde.
¿Estoy en el final del mundo
o en el delirio de otro principio?
De ángeles y demonios
el templo de la boca
invoca conjuros
y hechicera se me vuelve
la palabra
pájaro sublime
enhebrando plumajes
en el rojo cabello
de sus sirenas.
Cabo da Roca
poema de seda
eternidad procreando
al hijo del universo
estallido sin fin
avivando memorias
tras errantes remembranzas.
¡El horizonte me ha llamado!
¿Cómo es qué ha descubierto mi nombre?
¿Acaso sabe de mis silencios?
¿De mis dedos ansiosos
corriendo tras el perfil del verso?
Abro el umbral más profundo
<allí> donde palpita
la esquina más saqueada
de mi vuelo
arteria solitaria
revolucionando emociones
en la hermosa sombra
que se cierne.
Escribo vestida de alga
revuelvo iracundas mareas
son medusas de sal y arena
agua encandilada
tras el verbo de la sangre.
¡Hay algo más que no puedo ver!
Mi alma lo está soñando
son espejismos temblorosos
desnudando de flamas
al fulgor del cielo
que se va apagando.
Cabo da Roca…

Scarlet Cabrera

E64E45D1-340A-4B22-876D-E36775950228

Fotografías: Scarlet Cabrera

INMOLADA

gothic-3017747_960_720

Se quebraron mis ojos
y no los oí gemir
y no solo lloraron sus pupilas
fue una vigilia de pestañas
cruel e inmerecida

dolor en cámara lenta
observándome caer
pedazo a pedazo.
De jirones lacerados
el inter yo agotado de finales
imploró desesperados conjuros
y solitario de nombre
no halló en mis venas
motivo alguno que justificase
mi renacimiento.
En bandadas sin destino
me despedacé en infinitos fragmentos
decapitada de sentidos
quedé invidente, sorda, muda.
¡Mi noble corazón!
Tan humano y divino
tangible e inmortal
descarnado a fuerza de no verme
aterrado sin saber qué hacer
para resucitarme.
El Yo indefinido
hervor que ha conocido a la verdad
aquella auténtica que se oculta
inmolándose en la oscuridad
de los rincones.
Estupor de mímicas efigies
reviven vírgenes vestales
con los brazos talados
están vertiendo sobre mi alma
troncos raídos y deformes
entes inhumanos
que sabían antes del todo
que me estaba sangrando.
¡Mi garganta!
El desmayo de sus gritos
declina impotente
es mi piel que se asfixia
está cansada de llevar

sobre la espalda
al peso invisible
que carcome a mis entrañas
atroz óxido penetrando
al sueño
más amado.
¿Es la muerte el fulgor de pesadillas
tras el cuerpo sin destino que delira?
Los candados de la vida

la incomprensión de las bocas
que se mueven y no hablan

inmensos lagos
paralíticos de emociones

desvanecidos pájaros sin alas
retorciéndose desahuciados
de fragancias.
¡Qué no duela amar!
… y si duele
que valga
la pena.
Olvidar es un abismo inerte
herida de fosa donde el ser se consume
sacrificio sin coraje
amarrado sin esperanza

al templo de los ausentes.
¿Dónde solloza la palabra precisa en cuyo latido
lo más hermoso transmuta a poema?
¿Quién ha creado el holocausto de los insomnes?
¿Has visto tanto tanto
sentido tanto tanto
experimentado a la prematura
muerte en la comisura de los labios?
Es instante de la no comprensión
de llenar las vasijas con nada
cuencas de fango
añorando despertar
desnudas y sedientas.
Ha sido mi inter Yo
del álter ego es la culpa.
Yace su Sombra perceptible
temblando silencios
detrás
del espejo.

Scarlet Cabrera

boca-3536705_960_720

Imágenes: Pixabay.

EL CUERVO AZUL

HAIKU
Declina la luz
la penumbra se cierne
vuela la luna

hug-2381652_960_720 (2)

No me invadas sutilmente. 
La noche si es de cuervos
debe penetrar sin antifaces.
Me enciendo a fuerza
de estertores
un holocausto muy oscuro
me amarra al silencio
que retumba

bocas esperando
al grito no nacido
de la garganta.

No queda espiga erguida.
La madrugada se deshoja
la calle rumia una soledad
lastimada
no duerme la maldad
ni descansa la mentira.
¿No te prometieron eso, cierto?
Si eras buena
educada
agradecida
recibirías la bendición de la vida
y ahora con horror compruebas
que te gira un alrededor de puñales
lenguas viperinas
miradas de gatillo.
El cuervo azul picotea la ventana.
Es la paloma mensajera de la sombra
jirón descarnado burlando
a tantos sueños mancillados.
Gime la belleza.
¿Qué hay? ¿Qué queda?

Manos apretadas
cuerpos apagados
roces sin entrega
venalidad.

Seres graves
iracundos
desmedidos

muerden a la luz que casi suplica
son los artífices del éxito
arrogantes esporas sin alma
roedores suspicaces
devorando a dentelladas

a tan entristecidos arrodillados.
¿Tampoco te previnieron?
¿Para qué mundo te formaron?
Nada vale si no pesa
todo cuesta falsedades.
¡Me quedo desnuda!
No soy ni quiero aprender
a congraciarme con el odio
confraternizar con la vulgaridad.
¡No me vendo!

Que arriben los cuervos
y me encuentren
de pie.

Scarlet Cabrera
hug-2381652_960_720 (2)

Imagen: Pixabay.

 

GOTEO

TANKA
Voz de quimera
belleza fugaz su luz
ansia de vuelo
desde la voz del alma
brotan ninfas desnudas

fractal-1759271_960_720

Es un instante la vida.
Un pequeño latido
ha sido engendrado
en el universo
y de polvo cósmico
transmutamos a osamenta
huellas de viento
que se van evaporando.
Tanto de humano
como de Dioses
los ojos son hijos de la luna
se vierten en hojarascas
goteando versos
efervescencias y relámpagos.
Podemos ser ínfimos
o gigantes
desplegar alas o abismos
ser resplandor o tiniebla.
Hay crisálidas en la piel
son halos iracundos
banderas blancas
luchando a sueño partido
contra el egoísmo
y su enajenación.
En el sopor de la existencia
fenece caminando quien juzga
pierde al éter cuando critica
y en el voraz retorno
de las bocas envenenadas
culmina sus días
arrastrándose en el estiércol
que han arado sus prejuicios.
¡Qué no me enrede ninguna máscara!
…ni se me colmen las manos
de moribundas orugas.
Si tentada a defenderme
por ser libre
me tortura el patíbulo
en la hora final
de la soledad implacable…
¡Qué no me arrodille!
La verdad tiene
su propio corazón
son musas reinando
en el umbral
de los jardines
aves de incienso
emanando
fragancias alucinantes.
Bríos de la tierra humedecida
han robado cánticos al Sol
y abrazados al fulgor
primaveral
esculpen cristalinas hogueras
atadas al útero
de los encantamientos.
Han procreado generosos
al hermoso Prometeo.
¡Bebamos en su sed!
De agua sacra
y mentiras
rebotamos saltando
en espejos que nos miran.
¿Por qué no mejor ser ruiseñores?
Nadie nos obliga a ser gusano.
¿Solo vale tu moral?
Si eso crees
deberías bajar al sótano
y quitar los velos
a tus furiosos antifaces.
Me gusta perderme
en el silencio
de la hierba.
Del suelo ocre
siempre emerge un poema
y alguna flor anochecida
ya habrá abierto sus capullos
ignorando su talle
que ha reverdecido
esparciendo
rubores tan perfectos.
Anhelo morir de pie
enlazada al tronco silente
de un árbol desconocido
compenetrada
en las ramas de su mirada
goteando albas
sabor a cielo.
Vestida
de luciérnaga y hervores
hacerme pájaro
y loto.
Eternidad.

Scarlet Cabrera

fractal-19530_960_720

Imágenes: Pixabay.